De 3 a 6 años

A partir de los tres años, los niños desarrollan mediante el juego su capacidad de relacionarse con los amigos, la memoria, la habilidad manual, la imaginación…